dimarts, 2 d’agost de 2016

Los perfiles del hopper y la música

Es curioso cómo marca la música con la que aprenden a bailar los hoppers. Si en una academia y sus respectivas fiestas se pincha neoswing e incluso cosas más... digamos pop o soul, a los alumnos les cuesta muchísimo llegar a la interpretación de la música. Mucho menos que a los de la escuela donde se aprende básicamente con swing de big bands.

Pero llegar a la interpretación de la música, para mí el último escalón en el camino a la excelencia bailando, cuesta muchísimas horas de clases y de práctica social.

¿Cuáles son los escalones anteriores en el desarrollo del bailarín? ¿Qué es lo que yo interpreto que podemos pinchar para cada uno?


PRIMERO: bailamos el ritmo.

Step step triplestep o rock step triplestep. Es lo que tenemos que conseguir que se asimile cuando empezamos con el swing. Aquí siempre será mejor que los bailarines escuchen DummmDammmDumDaBummm que TU-KA-TU–TUKÁ. Es decir, será mejor el swing de big bands que el neoswing.

Pero muchos principiantes que están buscando que sus pasos vayan con la pulsación (en realidad piensan que buscan otra cosa, ya se darán cuenta de que el tándem no es “lo-más”), prefieren oír el TU–TUKÁ.

Por eso, si voy a pinchar en una escena constituida básicamente por principiantes, no descarto para nada el neoswing


o incluso grupos más de jump blues durante la fiesta.



Muy selectos, eso sí.

SEGUNDO: hacemos caso a los brillos, breaks, etc.

El bailarín empieza a escuchar de verdad la música que se le pone. Vamos bien. Se fija en que los músicos “hacen cosas”, y no parece muy coherente que los bailarines las ignoren y continúen con su step step triplestep contínuamente.

Si casi todos los bailarines han pasado ya a esta fase, el neoswing en una fiesta se cae de mi repertorio casi por completo, salvo algún tema muy concreto.

Dando por sentado que la base es el swing de big bands,




para dar variedad a la sesión, recurro al R&B de los 50




y a los grupos de New Orleans Revival.

TERCERO: incorporamos la melodía.

Creo que no es muy consciente este salto, salvo que el profesorado haga mucho hincapié en ello, pero llega un momento en el que el bailarín ya ha entendido y asimilado lo que son los “ochos” y los “seises”, y comienza a abandonarlos como referencia absoluta. Ya no necesita que sean su guía: ha incorporado el compás a sus constantes vitales y no piensa en términos de step step triplestep. De eso, a partir de ahora, se encarga su subconsciente.

Pero para bailar así, necesitamos que, además de la rítmica, la melodía tenga swing. Y aquí ya empieza a sobrar muuucha música.

Si alguien pregunta qué es que la melodía tenga swing, que escuche cómo canta Ella Fitzgerald el Shinny Stockings.



A continuación, que busque una versión del mismo tema por algún grupo de neoswing.

En términos generales, creo que no hay muchos vocalistas capaces de aportar swing a una banda, por lo que si el público ya está a este nivel, pincho básicamente música instrumental (sí: de big bands). 


CUARTO Y ÚLTIMO: interpretamos la música.

Cómo mola cuando, al acabar de bailar una canción, tu pareja de baile te dice: “esta canción te la sabes de memoria, ¿eh?”, y es la primera vez que la escuchabas.

Eso sólo pasa cuando el bailarín tiene tan interiorizadas las fases anteriores que se olvida de ellas sin abandonarlas. Lo mismo que un músico de jazz no tiene problema en tocar con otros por primera vez sin necesidad de partituras, un bailarín llega el momento en el que es capaz de sumarse a la canción. Como un músico más: puede bailar siguiendo cualquiera de los instrumentos, o puede incorporar otro sin que desentone.

Para este público, el abanico se vuelve a abrir. Hay jazzistas no integrados en la corriente “swing” del jazz que incorporan un swing excepcional.

Y también podemos en estos niveles ir al campo de la experimientación. Estoy pensando en algunos ratos de la banda de Dave Brubeck, y sus rupturas de los compases tradicionales. Tengo una versión recortada del Blue Rondó A La Turk (mi corte comienza en el 2:13 de la versión del disco, la parte con un compás más reconocible), que sólo oso pinchar si toooodos los bailarines están controlados y son, o muy buenos, o muy conocidos. Cuando al final del tema los músicos lo rompen todo varias veces con la música de la intro otra vez y ese 2+2+2+3, normalmente los bailarines se vuelven con cara de “pero ¿qué es esto?” a la cabina del DJ. Pero si continúan bailando integrándose en el cambio y sencillamente respondiendo a lo que Brubeck es capaz de proponer... entonces no se puede llegar más lejos. [Si queréis hacer el experimento con el tema de Brubeck, también conviene cortarlo antes de que acabe; yo lo hago dejando el corte en 3:39 de duración, hasta el 5:53 con un fadeout que no consigo que me quede muy bien, pero bueno: es para un vacile].

Donca
DJ de diferentes estilos de música, co-fundador de la escena swing en Vitoria-Gasteiz y de la Asociación Swingvergüenza, profesor de Lindy Hop en Pasotriple y organizador de eventos como Gastroswing o Sixtyswing.

6 comentaris:

  1. Donca, trobo molt interessants les teves reflexions, sobretot aquesta evolució que fa el ballador i com el DJ hauria d'adaptar-s'hi.

    La dificultat màxima del DJ de swing (possiblement això serà extensible a DJs d'altres estils, però ho desconec) és com posar això a la pràctica. Saber llegir la pista, entendre què hi està passant i reaccionar-hi adequadament.

    De totes maneres, tant de bo que el problema principal fos que els DJ tenen dificultats per llegir la pista i triar les cançons. El creixement ràpid que ha tingut el swing els darrers 5 anys ha fet que la figura del DJ, en molts llocs, ni tant sols existeixi. El que punxa és un ballador a qui li han encolomat la feina de posar música -perquè algú ho ha de fer i aquell és l'únic que té un iPod- i prou feina té ell en preparar-se una llista (i cal agrair-li que tingui la bona voluntat de dedicar una bona estona a fer-ho, que no és poca feina). A aquest "DJ" no li demanis que estigui pendent de modificar l'ordre o afegir noves cançons en funció de la reacció de la pista. Alguns ni tan sols estan pendents d'ajustar el volum o l'equalització de l'equip de veus. M'he trobat en casos en que ni tan sols s'han adonat que la llista ja s'ha acabat i ja està tornant a sonar les mateixes cançons una altra vegada.

    ResponElimina
    Respostes
    1. ¡Claro!. Un DJ debe preparar el material para la sesión. No sólo las canciones, también el equipo adecuado, con posiblidad de pre-escucha por cascos, distintas alternativas Hardware por si algo falla, todos los cables y conectores del mundo (menos el que nos hará falta, un clásico), conocer muy bien el software si se usa ordenador...
      Pero sobre todo, tener música preparada para poder reaccionar, y tener un plan inicial, por ejemplo seguir un orden cronológico, o tener una canción conocida o con vocalista cada "X" temas.
      Además de tratar de conocer la escena para la que trabajará, y observar y estar preparado para reaccionar... gente muy cansada por demasiada caña, pista vacía por música no adecuada....
      Por supuesto que también está cuando nos vamos de clandestino con el móvil y un altavoz de oferta del súper de la esquina. Pero cuando hablo de una sesión, estoy hablando de un trabajo, y ya sab

      Elimina
    2. Decía que ya sabéis vosotros que ese trabajo previo puede durar incluso más que la sesión en sí

      Elimina
  2. L’article és molt interessant. L’enhorabona a l’autor! Toca molts temes i, per tant, difícilment es poden comentar tots. No només hi resseguim la perspectiva del DJ, sinó també la del professor i la del ballador. Em centro en la del DJ, que ara és la que aquí més ens ocupa. I només en alguna coseta, que l'espai no dóna per més.

    Estar al cas del tipus de balladors que hi ha a la pista i mirar d’adaptar-se a les circumstàncies hauria de ser una de les lleis bàsiques de tot DJ. El que jo no veig tan clar és que en una pista amb principiants hagi d’haver-hi un percentatge més alt de peces de “neoswing” o de “jump jive” o “jump blues”. Personalment penso que aquesta mena de peces, com les de R&B o altres gèneres afins, poden aparèixer sempre en moments concrets de les nostres seleccions i amb una intenció molt específica, quan el DJ veu que pot ser interessant, en aquell precís instant. I el nombre no depèn –crec– del tipus de balladors sinó de l’ambient que hi ha a la pista en aquell moment. Prioritzar el neoswing en principiants no em sembla fer-los cap favor. És una mica –i que se’m perdoni la comparació– com posar professors inexperts a fer classes de beginners.

    Sí que estic d’acord que n’hi ha unes altres, de cançons, que les has de reservar per quan saps que a la pista hi ha gent capaç de valorar la teva tria. Són les que jo anomeno “peces de lluïment”. Tothom farà el que podrà, és clar, però qui pugui lluir-se, es lluirà. I ens deixarà embadalits. En molts dels casos, aquestes peces també exigeixen una bona condició acústica del local. És un condicionant tan important o més que el del tipus de balladors que hi ha a la pista. Per mi, la majoria d’aquestes “peces de lluïment” –no totes– no puc posar-les en ballades a l’aire lliure. El Blue Rondó À la Turk que s’esmenta podria ser un bon exemple, sí. No coneixia la peça, ho reconec. I me l’apunto! Llàstima que hàgim de recórrer a una versió retallada, un tema –aquest de les versions retallades– que mirarem de tocar ben aviat en una nova entrada del blog.

    ResponElimina
  3. Més enllà dels estils (que jo no definiria com a NEOSWING) les dos primeres peces (amb link de youtube) no Swinguen gaire. Molt menys que les següents!!
    No ajudem gaiere als principiants si els hi neguem.
    I tocant el tema del NEOSWING, s'ha de dir que el Neoswing és en escencia Rock and Roll. Rock and Roll amb instruments de vent i temes standar de Jazz, però Rock and Roll.
    El R&R és una musica plena de aportacions pròpies, interessant i que mereix tot el respecte, però NO SWINGA.

    ResponElimina
  4. Vaig pensar que la meva ultima afirmació al comentari precedent sobre el RnR generaria debat i controvèrsia. Haig de pensar que tothom hi està d'acord???

    ResponElimina